Consejos para hacer un Buen Currículum Vitae

El Currículum Vitae es una de las herramientas más importantes a elaborar, redactar y preparar durante una búsqueda activa de empleo. Es la forma a través de la cual te presentas como profesional y como candidato para optar a un empleo, proyecto laboral o empresa tu interés. Por estos motivos, es fundamental saber cómo hacer un buen Currículum Vitae para que cumpla su función con éxito.

cómo hacer un curriculum vitae

Este documento recoge tu perfil formativo y profesional con el objetivo de que puedas ser considerado como candidato para desarrollar los empleos que en mayor medida encajen con tu perfil. Realizar un Currículum Vitae profesional (resume en inglés) y moderno de forma adecuada, determina en gran medida conseguir el puesto que deseas; transmite la primera impresión que das al responsable de la contratación.

Es la primera información que una empresa o un departamento de selección conocerá sobre ti. Por tanto, es fundamental que lo confecciones de la mejor manera posible y que le dediques tiempo a crear uno atractivo.

A continuación te explicaré los pasos y puntos más importantes.

1-Indica tu nombre y apellidos de forma clara y visual

Debes escribir tu nombre y dos apellidos en el encabezado del documento, a modo de título. Puedes destacar este apartado con un tamaño de letra más elevado o mediante la utilización de letra negrita.

De esta forma, la persona que reciba tu CV por primera vez, recordará con mayor facilidad tu nombre y te diferenciará de forma más ágil entre otros candidatos que no tenga tan familiarizados.

2-Proporciona tus datos personales y de contacto (no estado civil)

Tus datos personales y de contacto deben situarse a continuación de tu nombre y apellidos, ya que también son de vital importancia en un Currículum Vitae.

Aportan información muy relevante, como tu localización y la forma más adecuada de contactar contigo para hacerte las primeras preguntas. Estos datos deben recoger lo siguiente:

Teléfono de contacto

Indica un número en el que siempre suelas estar disponible, como tu móvil personal. Evita números de teléfonos fijos donde puedas no estar disponible a determinadas horas o a los que pueda contestar otra persona distinta a ti.

Dirección de correo electrónico

Ha de ser sencilla de recordar y hacer referencia a tu nombre. Por ejemplo, utiliza tu nombre y primer apellido todo junto y en minúsculas, así refuerzas, al igual que en el primer apartado, que el entrevistador recuerde tu nombre y le facilitas el contacto.

Evita utilizar palabras de difícil escritura o inapropiadas, puntos, guiones, barras u otros símbolos que dificulten a la persona que quiera contactar contigo escribir tu dirección a la hora de enviarte un correo electrónico.

Si la dirección resulta difícil de recordar o escribir y se introduce en el ordenador con algún error, el mensaje nunca te llegará y podrías estar perdiendo información importante, además de oportunidades de colocación.

Localización

En muchos procesos de selección es relevante conocer cuál es tu localidad de residencia. Las empresas de mayor tamaño disponen de diferentes delegaciones repartidas por el territorio, y de esta forma pueden derivar tu CV a la más cercana a tu residencia actual.

En tu localización, no es necesario que indiques tu dirección completa ya que éste es un dato muy personal. Suele ser suficiente con indicar provincia y población en la que resides.

Otros datos personales

En principio no es necesario que aportes más datos en este apartado. La información que hace referencia al estado civil o al número de hijos no es necesaria, puedes incluirla si así lo deseas, pero estos datos no pueden ser decisivos para ningún proceso de selección.

3-Escoge una foto adecuada

El hecho de incluir una foto en tu Currículum Vitae, lo hace más personal y cercano para la persona que lo recibe. Suele incluirse en la parte superior del documento, junto a tu nombre y datos personales, y de un tamaño moderado. En cuanto a qué tipo de foto incluir hay varias recomendaciones:

  • Actual: renueva la foto de tu CV al menos cada año o cada vez que hagas un cambio importante en tu look, como por ejemplo cambiarte el color de pelo.
  • Apropiada: en la mayoría de ámbitos laborales la foto apropiada para un Currículum Vitae es una foto de carnet, un primer plano de frente abarcando cara y hombros. En sectores más específicos como el modelaje o el fitness pueden ser necesarias fotos más amplias, pero suelen indicártelo al solicitar tu CV. Otras recomendaciones a la hora de sacarte la foto para tu Currículum Vitae son: utiliza colores de ropa neutros, no abuses del maquillaje, evita la ropa demasiado veraniega o excesivamente abrigada y, por último, muestra tu sonrisa más natural.
  • En color: las fotos en blanco y negro o fotocopiadas repetidamente, pueden acabar distorsionadas o borrosas. Una foto en color aportará más claridad a tu imagen y el conjunto de tu CV se verá de forma más limpia.

4-Perfil formativo y trayectoria laboral: Usa un orden cronológico e indica fechas

El cuerpo de tu Currículum Vitae se compondrá de tu formación académica y experiencia profesional. Para desarrollar este apartado, podrás seguir varias recomendaciones y normas generales:

  • Orden de presentación: en perfiles más junior, suele presentarse en primer lugar la formación y tras la misma la experiencia laboral. Por el contrario, en perfiles con mayor recorrido profesional se indica en primer lugar la experiencia y tras ella el perfil formativo del que se disponga.
  • Orden cronológico: tanto tu perfil formativo como tu trayectoria laboral deben seguir un orden que haga referencia a las fechas en las que trascurrió cada acontecimiento. Se indican en primer lugar, es decir, en la parte superior del documento, las experiencias o formaciones más recientes, descendiendo progresivamente hasta la fecha de mayor antigüedad.
  • Indica las fechas: es importante que justifiques el orden cronológico de los acontecimientos indicando las fechas exactas, con meses y años. Este ejercicio puede serte de gran ayuda, ya que durante las entrevistas personales se solicitan estas fechas al candidato, y puede resultar difícil recordar fechas pasadas con exactitud.

5-Utiliza la negrita para destacar títulos, encabezados u otros datos

Es recomendable utilizar la letra negrita para separar visualmente unos datos de otros y organizar la presentación de la información. Puedes usarla para destacar todos los puestos que has desempeñado y presentar las funciones desarrolladlas en letras normales.

De esta manera, resulta más fácil poder hacer una lectura rápida de tu experiencia profesional, saltando de negrita en negrita, o una lectura más profunda del texto completo, compaginando negrita y no negrita.

Evita recurrir a subrayados, cambios en el tamaño de la letra u otros elementos que puedan cansar la vista de la persona que lee tu CV.

6-Resume la información: No más de un folio o dos

Un Currículum Vitae debe ser breve y resumido. Su objetivo es generar en el entrevistador ganas de conocerte más como profesional y que desee mantener una entrevista personal contigo para ampliar la información del mismo.

Si no sintetizas de forma correcta la información de tu CV, la lectura del mismo puede resultar demasiado densa y disminuir la intención de reunirse personalmente contigo por miedo a una entrevista demasiado pesada.

Por este motivo, la recomendación general es no utilizar más de un folio o dos en la redacción de tu Currículum Vitae, utilizando únicamente el segundo folio en caso de perfiles con amplia carrera profesional.

7-Indica tus logros

Es interesante poder destacar tus mayores logros en tu CV. Un aumento en las ventas o ganancias de la compañía, el desarrollo de una estrategia que supuso éxito para la empresa en la que colaborabas o la resolución de un conflicto o problema importante, pueden ser ejemplos de logros que hayas alcanzado a lo largo de tu experiencia laboral.

Puedes indicar tu mayor logro en cada una de tus experiencias, o dedicar un pequeño apartado tras las mismas, destacando los dos o tres logros más importantes de tu carrera profesional al completo.

8-Destaca tus puntos diferenciales

Es probable que dispongas de conocimientos o habilidades que te diferencien con respecto a otros candidatos, marcando un punto positivo diferencial en tu candidatura. Ejemplos de conocimientos o habilidades que puedes destacar en tu Currículum Vitae pueden ser los siguientes:

  • Conocimientos de Idiomas: en caso de que tengas un buen nivel o dominio de otros idiomas indícalo en tu CV, sobre todo si pueden ser de especial interés para el desarrollo de la vacante para la que te ofreces como candidato.
  • Habilidades informáticas: indica los programas informáticos que durante tu formación o experiencia hayas tenido que utilizar y domines con facilidad.
  • Competencias personales: cada persona dispone de una serie de habilidades y competencias propias más desarrolladas que otras. El conjunto de las mismas te diferencia como profesional. Puedes destacar las más importantes en tu Currículum Vitae. Posibles ejemplos de las mismas pueden ser: responsabilidad, organización, orientación al cliente, adaptabilidad, flexibilidad, capacidad analítica, compromiso con la empresa, capacidad de escucha, capacidad de trabajo, habilidad negociadora, liderazgo, persistencia, etc.

9-Repasa la ortografía, no cometas faltas

Las faltas de ortografía en un CV causan la sensación de poca atención al detalle y de escaso cuidado de la imagen por parte del candidato que presenta así su Currículum Vitae.

Revisa con atención la ortografía de tu CV antes de entregarlo para una oferta de empleo o de enviarlo a una empresa. En caso de que tengas dudas en cuanto a la escritura de alguna palabra, búscala en un diccionario o en internet y asegúrate de que está correctamente en tu Currículum Vitae.

Además, antes de su difusión, puedes compartir tu CV con algún familiar o amigo cercano para que lo revise y comente contigo sus impresiones al respecto, no sólo ortográficas, también en cuanto al formato o al grado de dificultad en su comprensión. De esta forma podrás corregirlo, detectar errores de los que no te habías dado cuenta, incluir mejoras y adaptarlo antes de su envío.

10-Adáptalo a cada ocasión

Dependiendo de a qué tipo de empresa o vacante desees enviar tu Currículum Vitae, es recomendable que lo adaptes a las características de la misma.

Puedes potenciar o resaltar tanto datos como información que resulten especialmente interesantes en cada ocasión de envío de tu candidatura, como pueden ser:

  • Funciones concretas que hayas desarrollado similares a las del puesto al que optas.
  • Idiomas que sean de uso habitual en la empresa contratante, o fundamentales para el desarrollo del puesto al que se opta, por mantenerse relaciones
    comerciales con otros países.
  • Herramientas informáticas o de gestión que domines y se requieran en esa ocasión.
  • Conocimientos de valor adicional para la vacante que puedas aportar gracias a tu formación o experiencia.
  • Características personales necesarias para el adecuado desarrollo del puesto.

11-¡No mientas!

En muchas ocasiones es fácil caer en la tentación de querer dar la mejor imagen posible sobre uno mismo y recurrir al engaño o falsificación de la información que incluyes en tu Currículum Vitae. Incluso pequeñas desviaciones sobre la realidad, pueden ser muy peligrosas.

Las mentiras más comunes en un Currículum Vitae suelen hacer referencia a un nivel de idiomas que no se alcanza, conocimientos específicos que rara vez el candidato ha puesto en práctica, indicar un número de años de experiencia superior al que se dispone o exagerar la responsabilidad que se ha tenido en puestos anteriores.

Los entrevistadores están preparados para detectar este tipo de mentiras en un Currículum Vitae. Además, si se quiere evaluar el dominio de un idioma u otros conocimientos específicos por resultar fundamentales para el desarrollo del puesto, el proceso de selección incluirá una fase de evaluación y valoración de los mismos.

Si has mentido en cuanto a tu nivel de conocimientos, es probable que pases un bochornoso momento intentando salir airoso de la prueba de nivel y que la mentira no haya merecido la pena.

La mejor forma de presentar una candidatura con honradez, sinceridad y transparencia a la hora de proporcionar tu información. Si eres el candidato idóneo para el puesto y demuestras tus ganas y capacidad para desarrollar el puesto de la mejor forma posible, la empresa estará interesada en contar contigo y en formarte en cuanto a los conocimientos o idiomas que precises en tu nuevo puesto.

Check Also

Truco mental que le puede ayudar a salir exitoso de una negociación

Para enfrentar una entrevista laboral y negociar su salario, o para conseguir el mejor precio ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

themekiller.com